martes, 29 de julio de 2008

Todo es cuestión de fe para Chris Carter

"Al comenzar la película, ambos ya han dejado sus respectivos trabajos con la Agencia. Mulder, con una barba estilo abominable hombre de las nieves, continúa la búsqueda por fenómenos que puedan ayudarle a entender qué pasó con su desaparecida hermana. Scully ejerce como médico en un hospital católico en el que cuida de un niño con una enfermedad supuestamente incurable. Ambos se vuelven a reunir tras una solicitud por parte del FBI, quien necesita a Mulder para evaluar la ayuda que les está ofreciendo un psíquico para dar con el paradero de una agente que ha desaparecido."

Para seguir leyendo cliquear aquí

No hay comentarios: